miércoles, 29 de febrero de 2012

Vanessa Paradis

La francesa Vanessa Paradis, se dio a conocer en 1987 siendo apenas una adolescente con la canción “Joe le taxi”. El tema fue número 1 en su país y le abrió las puertas no sólo del mundo de la música, sino también de la publicidad y la actuación. Merece la pena ver el vídeo de esa canción sólo por comprobar una vez más el daño que hicieron los ochenta a la moda, con una Vanessa de apenas 15 años vestida con un vaquero y una sudadera tres tallas más grande. Vale, yo también me vestía así en aquella época, pero visto ahora da mucha vergüenza, no diréis que no!

En 1992 grabó su segundo disco, en inglés, de la mano de Lenny Kravitz, que por entonces ya tenía un éxito considerable. Precisamente de ese trabajo se extrajo el tema que hoy quiero acercar al blog, “Be my baby”, una canción en inglés pero con toques muy franceses, muy de guateque de los sesenta, que me pone siempre de buen humor. Desde entonces ha seguido cantando y publicando discos, pero sus siguientes trabajos, casi todos en francés, se volvieron más personales e intimistas y no destacaron tanto fuera de determinados círculos musicales.

La actriz y cantante, aún sin aparcar su carrera, desde 1998 se centró mucho más en su vida familiar con el actor Johnny Depp y los dos hijos que tienen en común. Durante estos últimos años ha sido además la imagen de la marca Chanel, que aprovecha su apariencia lánguida pero sofisticada para promocionar sus productos cosméticos.

Esta semana pues vamos a lanzar desde Lillusion la petición de Vanessa Paradis: “Be my baby”.


Aquí el enlace a la canción en Spotify.

martes, 28 de febrero de 2012

El color de la magia

Este libro tiene una anécdota implícita que voy a compartir con vosotros. “El color de la magia”, de Terry Pratchett, era mi libro de viaje, el libro de los aviones, el que me llevaba en cada desplazamiento y leía en los aeropuertos y durante los trayectos de Tenerife hacia la península y viceversa. El caso es que en ningún viaje me daba tiempo a terminarlo (ya he comentado alguna vez que soy de lectura más bien lenta) y nunca lograba pasar de la página 50.

En el siguiente viaje, meses después, volvía a llevármelo y, como ya no recordaba lo leído hasta entonces, no me quedaba más remedio que volver a empezarlo. Así se me eternizó su lectura indefinidamente.

Pero hace unas semanas decidí darle la baja como libro de viaje y terminarlo en condiciones normales. A ello ayudó la circunstancia de que salió a la venta por sólo 1,95 € en una edición especial de bolsillo, lo que consideré como una señal de que debía retomar su lectura (la copia que yo leía anteriormente me la había prestado GeekDraz). Me lo compré y volví a adentrarme una vez más en sus fantásticas aventuras, esta vez hasta el final del volumen.

“El color de la magia” es el primer libro de la saga del Mundodisco (Discworld en el original), un mundo imaginario que creó el escritor británico Terry Pratchett en 1983 y que ha generado desde entonces más de una treintena de títulos. El libro resulta divertidísimo, de esos que conjugan el humor absurdo con una prosa ágil y unos personajes altamente colaborativos a la hora de recrearlos en nuestra imaginación. Siendo así no es extraño que se me escaparan varias carcajadas mientras leía, algo muy satisfactorio cuando tengo un libro entre manos.

*** Spoilers! ***

Rincewind es un mago con escasas capacidades que un día se encuentra con el turista Dosflores y su extraño equipaje andante. Arrastrado por el ansia del inocente visitante por conocer los bajos fondos de la ciudad de Ankh-Morpork (y motivado para ello por una más que razonable suma de dinero como compensación), el fracasado mago se ve envuelto en persecuciones, ataques de terribles criaturas que habitan el Mundodisco y catástrofes varias que no dejan de colocarle constantemente al borde de la muerte. Mientras, su compañero de viaje parece no percibir el peligro y disfruta enormemente de cada riesgo vital y cada hechizo mágico que los amenaza, fascinado constantemente por un devenir tan alejado de su rutinaria vida de oficinista.

*** Fin de Spoilers! ***

Sin ser muy asidua de la literatura fantástica, he de decir que me ha encandilado el mundo creado por Pratchett para esta novela, aunque los que han leído los siguientes libros dicen que la serie flojea un poco en posteriores volúmenes. “El color de la magia” es la primera de una serie de obras con los mismos personajes, por lo que no tiene un final propiamente dicho y la trama continuará en el siguiente libro, que posiblemente leeré dentro de un tiempo.

La literatura de Pratchett sobre el Mundodisco ha creado multitud de seguidores y expertos, además de varias adaptaciones teatrales, series de TV e incluso videojuegos. El escritor ha vendido más de 40 millones de copias de sus novelas en todo el mundo, siendo además uno de los primeros autores en relacionarse con sus fans a través de internet, participando en foros y debates literarios. Actualmente, un inicio temprano de la enfermedad de Alzheimer le mantiene parcialmente retirado, aunque continúa escribiendo y hace apenas unos meses publicó “Snuff”, la novela número 39 de la saga Mundodisco, todavía no traducida al español.

Puntuación: 9 sobre 10.

Imagen de Gran A’Tuin, la tortuga gigante que
soporta el Mundodisco, encontrada aquí.

viernes, 24 de febrero de 2012

Amigurumi Doll (versión 2012)

Hace ya un par de años hice una muñeca de amigurumi para regalar a una amiga por su cumpleaños. Aunque el resultado fue muy bueno y a su receptora le encantó, la ganchillé sobre la marcha, sin patrón y sin apuntar ningún paso. Así que cuando, hace poco, otra persona me pidió una amigurumi doll no sabía ni por dónde empezar.

El caso es que volví a apelar a mi don de improvisación para hacer una nueva versión de la muñeca, aunque esta vez me cuidé de ir tomando nota de los puntos y las vueltas. Aún así, se trata de un amigurumi muy laborioso que espero no repetir a menudo, jaja. El caso es que el resultado volvió a ser genial desde mi punto de vista. Esta vez realicé unos pequeños cambios en el vestido, que hice en ganchillo a dos colores en vez de en fieltro como el anterior. También le cosí más pelo y añadí un par de vueltas más al gorro burdeos.

La niña de amigurumi se fue encantada con su nueva dueña, que también mostró gran satisfacción con el resultado.

Por otro lado, os recuerdo que si vivís en Tenerife no debéis dejar de pasaros por la tienda Cómics & Mazmorras, en la calle Ramón y Cajal de Santa Cruz, donde he dejado nuevos amigurumis disponibles para la venta. Entre ellos, este delicioso onigiri de arroz lanudo :)

miércoles, 22 de febrero de 2012

Science Fiction/Double Feature

Hoy era inevitable que sonara en Lillusion la música de la película "The Rocky Horror Picture Show", de la que publiqué ayer una pequeña reseña. Este musical fue escrito y compuesto por Richard O'Brien y comenzó a representarse en 1973, bajo la dirección de Jim Sharman y con el título de "Rocky Horror Show". Me ha costado decidirme por un solo tema, ya que llevo varios días escuchando la banda sonora completa y me gustan todas las canciones, pero finalmente he escogido la pieza que acompaña a los títulos de crédito iniciales.

La canción se titula "Science Fiction/Double Feature" y es un homenaje a las películas de serie B que su autor, el inglés Richard O'Brien, veía de pequeño en las dobles sesiones del cine de su barrio. En la letra se hace referencia a varias películas clásicas de los años treinta, cuarenta y cincuenta, como "King Kong", "Flash Gordon" o "It came from outer space".

Richard O'Brien (Riff-Raff), Tim Curry (Frank N.Furter)
y Patricia Quinn (Magenta)


Aunque la canción la canta el propio O'Brien, los labios que aparecen vocalizando la letra en la apertura del film pertenecen a Patricia Quinn, que en la película interpreta a Magenta de igual modo que ya lo había hecho en la obra musical. De hecho, gran parte de los actores y equipo que realizó la producción cinematográfica ya habían participado también en el musical estrenado dos años antes en Londres.

En este enlace de Spotify podéis escuchar la banda sonora completa, con otros temas interpretados por el inigualable Tim Curry, que hacía su debut en la gran pantalla y en la canción al mismo tiempo en "The Rocky Horror Picture Show", por Susan Sarandon, que se revelaba como una gran voz, o el músico Meat Loaf, entre otros.

Disfrutemos pues esta semana de la música de "The Rocky Horror Picture Show" con "Science Fiction/Double Feature".



Aquí el enlace a la canción en Spotify.

martes, 21 de febrero de 2012

The Rocky Horror Picture Show

El pasado sábado asistí a una fiesta muy especial, organizada por unos amigos con motivo de la proyección de la película “The Rocky Horror Picture Show” en el Aguere Espacio Cultural de La Laguna. La entrada para ver la película se acompañaba de un kit de bienvenida para los 50 primeros, que incluía entre otros accesorios arroz, confetti, un guante de látex, un trozo de periódico, un gorro de cartón y algunos otros objetos.

La idea era seguir un detallado guión y utilizar cada uno de los props en el momento adecuado de la proyección.


Para los que no conozcan este local, el Aguere Espacio Cultural ocupa el espacio de unos antiguos cines de la ciudad donde se organizan varias actividades artísticas y culturales. Las salas y el entorno se ha mantenido exactamente igual a como estaban antes del cierre de los cines, en el año 2004. En consecuencia, la película se exhibía en pantalla grande, en una amplia sala con butacas escalonadas, y en versión original con subtítulos en inglés para poder seguir las canciones (y cantarlas, incluso).

La experiencia fue divertidísima. Aunque no era requisito ir disfrazado, mucha gente se atavió imitando a algunos personajes de la película. Así, nos encontramos con varias Magenta, una Columbia muy lograda, varios Frank, un estirado Brad e incluso un Rocky musculoso. Esta especial proyección, no apta para puristas del cine, estuvo repleta de gritos, risas, bailes y comentarios, algo que obviamente ni yo ni nadie toleraría en un pase de cine normal.

Con respecto a la película en sí, señalar que la vi por primera vez hace relativamente poco tiempo y que me encantó. Por si hay alguien que todavía no sepa de qué va, “The Rocky Horror Picture Show” es un musical de culto que se estrenó en 1975, basado en la obra de Richard O’Brien (que interpreta en la película el papel de Riff Raff) y protagonizado por un irreconocible y voluptuoso Tim Curry, además de una jovencísima Susan Sarandon.

Los inocentes Brad y Janet, una pareja recién prometida, viaja en busca de un amigo común, el Dr. Scott. En una noche de tormenta se ven atrapados en la mansión del travesti Frank-N-Furter, un ser dominado por la lujuria procedente del planeta Transexual, en la galaxia Transilvania. El científico acaba de crear una criatura perfecta para su deleite, que lleva el nombre de Rocky Horror, y para celebrarlo allí tiene lugar la convención anual de transilvanos. Rodeados de fiestas y todo tipo de actividades licenciosas para la moral de los dos prometidos, ambos acaban sucumbiendo al irrefrenable poder de Frank y su halo sexual.

Los detalles irreverentes del film lo convirtieron con el tiempo en una cinta de culto, con un amplio círculo de seguidores, aunque en su estreno apenas obtuvo reconocimientos. Aparte de unas canciones de lo más pegadizas y un baile que ha creado escuela (el “Time Warp”), “The Rocky Horror Picture Show” es una película muy divertida y altamente escandalosa que tiene clubs de fans por todo el mundo. En muchas ciudades se organizan proyecciones como ésta a la que yo asistí, donde el público interactúa con los protagonistas de la película y hacen que la representación se convierta en una verdadera fiesta. En el enlace de la Wikipedia aparece una lista de los props más usados durante los pases de “Rocky Horror”, a los que a veces se añaden algunos más personalizados. Si tenéis ocasión de acudir a alguno de estos eventos no lo dudéis!

Puntuación: 9 sobre 10.

viernes, 17 de febrero de 2012

Plataformas de cine online

Ahora que se ha endurecido la lucha contra las webs de descargas la manera de ver series y películas online en España se ha complicado. Es cierto que una de las opciones es esperar a que las cadenas de TV nacional compren los derechos y las emitan pero, ya sin tener en cuenta el tiempo que eso puede suponer, nos encontraremos con otros inconvenientes. En primer lugar, la opción de ver ese producto en versión original con subtítulos se reduce hasta hacerse inexistente en la mayoría de los casos. No tengo nada en contra del doblaje español, que es uno de los mejores del mundo según dicen, de entre los países que doblan contenidos, pero a pesar de mi lentitud a la hora de leer subtítulos, prefiero mil veces hacerlo y escuchar la expresión y entonación originales de los intérpretes.

El segundo problema de que las series y películas sean emitidas por cadenas de TV comerciales españolas es la publicidad. Un capítulo de 50 minutos se puede convertir fácilmente en una hora y media con bloques de anuncios que, si bien tienen una normativa en cuanto a su duración, siguen fastidiando el visionado, cortan la trama cuando les parece, a veces incluso en medio de una escena, y hacen en general que la experiencia se convierta en algo tedioso.

Las horas de emisión populares, estilo las 3 de la mañana, son habituales en las parrillas para series que no tienen demasiada fama. Eso cuando no les da por cambiar el día de emisión sin previo aviso, porque las variaciones de hora son ya más que normales dependiendo de otros eventos que coincidan en la misma fecha. Y eso cuando directamente no deciden cancelar la serie en cuestión por razones de audiencia. Todas estas circunstancias impiden que se pueda seguir con coherencia una serie televisiva.

La mayoría de las webs oficiales de los canales de TV ofrecen ya la reproducción de sus programas a través del ordenador, con la posibilidad de salvar uno de los escollos más importantes de los espectadores: la incompatibilidad con los horarios de emisión. Aún así, las cadenas no ofrecen todos sus contenidos de este modo, sobre todo los que no son de producción propia, y la opción de TV a la carta en España todavía está poco desarrollada. Muchos consumidores de cine por internet deseamos una alternativa legal completa, fácil de usar y a buen precio.

Y cuáles son ahora mismo esas alternativas? Pues Netflix, la mayor empresa de este tipo que opera exitosamente en Estados Unidos y Canadá desde hace años ha decidido finalmente no instalarse en España. Entre los motivos aducidos están los abusivos derechos de autor que se cobran en nuestro país, lo que convierte su negocio en poco rentable. Netflix, que tiene más de 25 millones de usuarios en todo el mundo, ofrece películas y series en streaming (online) por una cuota mensual de 7,99 dólares. Con esta tarifa plana se accede a un catálogo con más de 100.000 títulos, disponibles para ver a cualquier hora y todas las veces que se desee. Desde hace poco ofrece también sus servicios en varios países de América Latina y en Gran Bretaña e Irlanda.

Descartada pues por el momento la implantación de Netflix en España, entre los proyectos equivalentes que podrían funcionar en nuestro país está Voddler, una empresa sueca que está ahora mismo trabajando en su catálogo español y ofrece ahora mismo alrededor de 500 títulos. Es una oferta todavía bastante pobre, sobre todo teniendo en cuenta que sólo permite el alquiler online de una película concreta durante 24 horas a un precio de 2,49 €, en el caso de los estrenos, y que las series de su catálogo dejan todavía mucho que desear. Por lo que he visto, en la versión beta que empieza a dar sus primeros pasos en España aún no existe ninguna tarifa plana de visionado, pero sí ofrece para los usuarios registrados varios títulos antiguos de forma gratuita, aunque con varios minutos ineludibles de publicidad antes del visionado.

De forma similar funciona Wuaki.TV, una plataforma española que lleva apenas un año en funcionamiento y ofrece todavía pocos contenidos, pero que parece ser también una opción viable en el futuro. Entre las series disponibles están algunas más modernas como la primera temporada de “The Walking Dead”, que se puede alquilar completa por 7,99 euros, o varias temporadas de “Mad Men”, “Sobrenatural” o “The Big Bang Theory”, aunque los precios siguen sin ser del todo populares. En algunos casos dan la opción de comprar el producto, aunque no tengo muy claro si es que te lo envían físicamente a casa o es una compra a través de descarga. Aún así, tiene una interesante sección de contenidos gratuitos, patrocinados por una entidad bancaria, cuyo fin principal es el de probar el sistema y hacer publicidad al banco en cuestión, claro está. Como aspecto negativo, no he encontrado ninguna opción de subtítulos, aunque sí da la posibilidad de ver las películas en español o en su versión original.

Aunque no he podido acceder a ella, porque por ahora sólo funciona por invitación, existe también la opción de Youzee, otra web que ofrece vídeos online en alquiler con precios que oscilan entre los 0,99 y los 4,99 euros. La idea es que ofrezca también una tarifa plana de gran parte de sus contenidos a un precio de 6,99 € y una sección de productos gratuitos. Los usuarios que lo han probado comentan que el sistema de elección de películas es muy sencillo (los nuevos televisores ya tienen una aplicación para poder acceder a estas webs desde el propio mando) y que las emisiones tienen buena calidad.

Por otro lado tenemos Filmin, una iniciativa española que se centra en el cine independiente y ofrece alrededor de 2.000 títulos entre películas y series, con unos precios que oscilan entre los 0,95 € por un episodio televisivo antiguo y los 2,95 € de los estrenos de cine más recientes. Dispones de 72 horas para ver cada película en streaming y un mes para cada serie completa, pero tampoco existe con Filmin una opción de tarifa plana con acceso a todos los contenidos. Lo más cercano es una suscripción premium mensual de 15 € (ellos dicen que son 10 €, pero yo no veo esa opción en la web, salvo que elijas la suscripción trimestral) que te permitirá ver aproximadamente la mitad de su catálogo, excluidos los estrenos de la sección premier y algunos otros productos.

Y también de origen español es Filmotech, una web apadrinada por EGEDA (Entidad de Gestión de Derechos de los Productores Audiovisuales) y que ofrece una tarifa plana de 9 euros para acceder a unas mil películas, todas españolas y latinoamericanas. Sé que la red social Tuenti también ha puesto en funcionamiento recientemente una plataforma de cine online para sus usuarios, con características similares a las de Netflix, aunque no sé cómo funciona exactamente porque no he utilizado nunca el Tuenti. Además, algunos periódicos también incluyen en su versión de internet la posibilidad de alquilar películas online a precios similares a los de estas plataformas.

Tras el éxito de Spotify en el entorno musical (yo estoy encantada con mi suscripción de Spotify Unlimited, sin publicidad y con acceso ilimitado a la música por 4,99 € al mes), opciones como las señaladas más arriba creo que son el futuro de la industria audiovisual. Hoy hay mucha gente que no ve televisión propiamente dicha o que ni siquiera tienen el aparato de TV en sí, pero sí consume películas, series o documentales a través del ordenador. Quieren hacerlo a la hora que quieran, no cuando se lo marque una parrilla de programación, y en muchos casos prefieren la versión original con subtítulos en español. Plataformas como Voddler o Filmin solucionan en parte esas demandas en nuestro país (Filmin no lo sé, pero Voddler sí que tiene una opción para ver la película en V.O.S.E., por ejemplo) y algunas también dan la posibilidad de ver algunos contenidos offline, sin necesidad de estar conectado a internet en el momento de hacerlo. Pero las leyes españolas parecen condicionar bastante la rentabilidad de estas iniciativas, que quizás no se puedan mantener si no alcanzan más acuerdos con las productoras cinematográficas y televisivas nacionales.

Yo tengo claro que pagaría una suscripción de 8 euros en Netflix, por ejemplo, con acceso a contenidos recientes, en versión original con subtítulos y disponibles siempre que quiera, las veces que quiera, al mismo nivel que se pueden conseguir ahora productos pirateados en internet pero de forma legal y con una buena calidad de imagen. En mi caso tampoco necesito ver lo que se está exhibiendo ahora mismo en los cines (para eso está la opción de ir al cine…) pero sí lo que emiten otras cadenas de TV foráneas en el caso de las series, o películas disponibles en video-clubs pero sin necesidad de salir de casa para conseguirlas. Sin embargo, pagar entre 3 y 5 euros por alquilar durante uno o dos días una película a través del ordenador me sigue pareciendo caro y limitado.

Vosotros conocíais estas opciones legales de cine online? Pagaríais por alguna de estas plataformas o ya lo hacéis?

miércoles, 15 de febrero de 2012

I will always love you

Ya no digo nada nuevo si hablo de la muerte de Whitney Houston. Hace algo más de dos años le dediqué una entrada en Lillusion, precisamente cuando la artista intentaba retomar su carrera truncada años atrás por su adicción a las drogas. La casualidad también quiso que la semana pasada la protagonista de este espacio musical de los miércoles fuera su madrina, la incomparable Aretha Franklin.

Nada nuevo que aportar tampoco a lo que ya dije en su momento sobre esta gran mujer que, lamentablemente, no escogió el camino más adecuado para su propio bienestar y el de su carrera. A pesar de que su muerte sigue manteniendo varias incógnitas, a nadie se le escapa que sus últimos años de dependencias habían hecho estragos en su vida personal, en su imagen pública y en su mejor instrumento para triunfar: su voz.

Y aprovechando que yo de romántica tengo poco y que ayer celebré San Valentín con un montón de espartanos muertos en sangrientas circunstancias, pues hoy vamos a recordar uno de los mayores éxitos de Whitney Houston, la canción "I will always love you". El tema fue el primer single extraído de la banda sonora de la película de 1992 "El guardaespaldas", llegando a vender más de 48 millones de copias en todo el mundo.

Sin más, desde Lillusion vamos a decirle a Whitney (o a quien nosotros queramos) que le amaremos siempre.



Aquí el enlace a la canción en Spotify.

martes, 14 de febrero de 2012

300

Las pasadas Navidades J. me regaló el cómic de Frank Miller “300”, en el que se basa la conocida película del mismo título. Tenía ganas de leerlo desde hace tiempo y no me ha decepcionado. Narra con absoluta crudeza la última batalla de los guerreros fieles a Leónidas en las Termópilas, un desfiladero donde les esperaría a todos una muerte suicida pero honorable y recordada durante siglos por los espartanos.

En su momento ya publiqué una reseña sobre la película, dirigida por Zack Snyder, que me gustó bastante a pesar de las muchas críticas que recibió y la sesgada visión que mostró del conflicto histórico. Como ya dije entonces, el hecho de que una obra se base en un hecho histórico no significa que deje de ser ficción, por lo que la inspiración casi siempre va más allá y agranda o empequeñece determinados detalles para dar fuerza y efectismo a la narración. Y unas veces queda mejor que otras, eso también es cierto, pero en el caso de “300” a mí me parece que todo está en su sitio.

A este respecto es necesario apuntar que el cómic ideado por Miller no se basa en la Batalla de las Termópilas propiamente dicha, sino en una película de 1962 que él vio de pequeño y que le marcó a la hora de escribir este guión. Se trata de “El león de Sparta”, un film que relataba en esencia lo mismo que el artista describió años después en “300” pero con una visión mucho más agresiva. Por otro lado, el propio autor ha señalado que el comportamiento de aquellos espartanos distaba mucho de ser civilizado. Que existía esclavitud y crueldad a raudales, algo que ha querido mostrar en su obra, alejándose todo lo posible de la visión políticamente correcta que hoy se propugnaría para hechos como aquel, sucedido más de 400 años antes de Cristo.

Click en la imagen para ampliar.

Por todo ello, el cómic, escrito y guionizado por Frank Miller y coloreado por Lynn Valley, tiene quizás un toque más fiel a la época que nos describe. La lucha de egos entre el rey de Persia, Jerjes I, y el de Esparta, Leónidas I, se nos revela aquí más áspera que en la película y no nos inclina tanto hacia uno u otro bando. Todos son guerreros que luchan por la conquista de más territorio y más poder, en un momento histórico en el que se intentaba frenar la expansión del poderoso imperio griego hacia oriente y del persa hacia occidente.

El tono épico del cómic de Frank Miller y su cuidada factura le hizo merecedor de numerosos galardones cuando se publicó en 1998, entre ellos tres Premios Eisner (equivalentes a los Oscar en el cine) a la Mejor Serie Limitada y al Mejor Color. Además, Miller se llevó su distinción como Mejor Autor Completo, por su trabajo como guionista y dibujante en “300”.

Este cómic, que es un auténtico clásico dentro de la obra de Frank Miller y de la historieta en general, tiene una enorme fuerza visual. Si te gustó la película, posiblemente te encante el cómic también, como es mi caso. De todos modos, es una obra que se lee en un momento y es muy recomendable.

Puntuación: 9 sobre 10.

Click en la imagen para ampliar.

jueves, 9 de febrero de 2012

Amigurumi Patito

Este patito de baño de amigurumi fue un encargo de una amiga para Reyes. Como suelo hacer antes de empezar la mayoría de mis proyectos, busqué en internet si existía algún patrón gratuito para ganchillarlo. Encontré varios pero que no me convencieron, hasta que vi un pato más realista aquí, que fue el que finalmente elegí.

Tengo la manía de que prefiero los animales de peluche que se parecen a sus homónimos reales. Tengo una colección considerable de peluches con formas de animales que incluye desde los tradicionales perros, ositos o tortugas hasta camellos, erizos, jirafas, cangrejos o ratones. No me gustan los peluches vestidos y huyo de los que están adornados con sombreritos, lazos y similares. Y claro, todo eso lo suelo trasladar también a los amigurumis que ganchillo, salvo en peticiones concretas que me exijan determinadas características inamovibles.

La persona que me pidió este amigurumi estaba de acuerdo en que la versión de un patito de goma sencillo era muy adecuada, así que seguí fielmente el patrón. El resultado fue un pato muy simpático, con todas las plumas amarillas y el pico naranja, dispuesto para saltar a la bañera en cualquier momento. En sentido figurado, claro está.

Y para ser sinceros, todos vemos muy típico ese patito de goma en la bañera pero... a que no conocemos a nadie que tenga uno? Pues ya es hora de tenerlo, aunque sea de amigurumi!


miércoles, 8 de febrero de 2012

Aretha Franklin

Hoy llega a Lillusion la "Reina del Soul", una de las artistas más importantes del último siglo: Aretha Franklin. Hija de un predicador de Memphis (Tennessee) y una cantante de gospel, Aretha estaba destinada a dedicarse a la música y convertirse en una de las intérpretes femeninas de color más influyentes de los sesenta y setenta. Empezó su carrera en el entorno familiar y poco a poco fue destacándose hasta fichar por Columbia Records con apenas 19 años.

Entre sus muchos éxitos de la época está "Respect", tema original de Otis Redding pero que ella popularizó en 1967 y se convirtió en el primer número 1 de su carrera. Al año siguiente se consagraría como una estrella con dos discos que contenían canciones como "Think", "Chain of fools" o "I say a little prayer".

La canción que yo he elegido para que suene esta semana es "(You make me feel like) A Natural Woman", una pieza que Aretha Franklin grabó también en 1967 y que se incluyó en su álbum "Lady Soul". Años después, este clásico tendría versiones en las voces de Celine Dion o Whitney Houston.

Vamos a sentirnos pues esta semana totalmente naturales y libres con Aretha Franklin y su "(You make me feel like) A Natural Woman".




Aquí el enlace a la canción en Spotify.

domingo, 5 de febrero de 2012

Sherlock

No soy una gran seguidora de la literatura de sir Arthur Conan Doyle ni de su personaje más famoso, Sherlock Holmes, pero varias personas me habían recomendado la serie “Sherlock”. Los puntos a favor a la hora de verla eran que estaba producida por la BBC, la cadena británica responsable también de alguna de mis series favoritas como “Luther” y que, como en el caso de la que acabo de nombrar, las temporadas eran extraordinariamente breves (tres o cuatro capítulos a lo sumo).

Cometí el error de ver antes el capítulo piloto, no emitido en España, y arrastré en ello a Exseminarista ye-ye, que creo que todavía no me lo ha perdonado :P El caso es que esa emisión piloto es muy buena y cuando vi el primer capítulo de la serie regular, que básicamente cuenta lo mismo pero de distinta forma, me llevé una pequeña decepción. Y digo pequeña porque la serie crea el suficiente interés como para querer seguir viéndola, a pesar de que la temática no sea demasiado novedosa y cada capítulo sea casi como una pequeña película de 90 minutos.

La serie aborda al personaje de Sherlock Holmes trasladado a la actualidad. Es un detective moderno que colabora con la policía británica en la resolución de casos difíciles y que tiene como primer aliado en esa actividad a su teléfono móvil. Por cuestiones de azar acaba compartiendo piso con Watson, un médico militar en excedencia que se convierte en su más fiel ayudante y en su único amigo. Como no podía ser de otro modo también aparece la figura del malvado Moriarty para embrollar aún más los movimientos de la extraña pareja.

Aunque al principio se muestra a Holmes como un colaborador policial, su perfil de detective privado acaba prevaleciendo aceptando casos que le harán enfrentarse incluso con las autoridades. Aunque los capítulos están basados vagamente en los casos escritos por Doyle, se enfocan desde una perspectiva marcadamente tecnológica. Watson escribe un blog sobre los casos que van resolviendo, lo que les otorga una notoriedad más que real en la era de la web 2.0. Sherlock es un personaje un poco psicótico, muy egocéntrico, adicto a la nicotina, con altas dosis de egoísmo, mente privilegiada e impulsos sexuales inexistentes. La personalidad de cada protagonista está muy marcada, lo que ayuda a situarlos en la historia y a prever un poco sus movimientos.

Al término de la segunda temporada, puedo decir que la serie se deja ver con agrado, que está rodada de un modo bastante novedoso aunque a mí no me acaba de convencer del todo que aparezcan frases y datos por toda la pantalla mientras leo los subtítulos. Es lo que tiene ser de lectura lenta. Me han comentado que en la versión doblada al español que se está emitiendo por Antena 3 TV Sherlock Holmes utiliza constantemente la coletilla “elemental”, algo que no aparece por ningún lado en la serie original. De ahí que siempre valga la pena ver las series en versión original, para no perderse nada ni que añadan nada efectista a su libre albedrío que puede variar sin duda el sentido de lo que se nos transmite.

Por lo demás, visualmente está cuidadísima, como todas las producciones de la BBC y las interpretaciones son muy correctas. Los protagonistas principales, Benedict Cumberbatch y Martin Freeman, son actores ingleses con amplio rodaje televisivo y no demasiado conocidos, algo ideal para calar firmemente en dos personajes de tanta entidad. En definitiva, serie bastante recomendable y entretenida.

Puntuación: 7 sobre 10.


miércoles, 1 de febrero de 2012

Alrededor de "Predicador"

La serie “Predicador”, de la que publiqué recientemente una reseña, se ha convertido con los años en un clásico del cómic adulto. Irreverente como pocas, tanto en su temática como en su expresión lingüística e imagen, ha cosechado sin embargo fantásticas críticas y sus autores Garth Ennis (guionista) y Steve Dillon (dibujante) se consagraron gracias a esta historia.

Durante algo más de 5 años se editó un número mensual de “Predicador” que mezclaba la realidad de una sociedad americana sucia y decadente con personajes sobrenaturales, tocados al igual que los humanos por las bajas pasiones, el descontrol y las ansias de venganza. Las páginas de esta serie nos muestran una clara diferencia entre buenos y malos que, a medida que se van sucediendo los hechos, se va diluyendo hasta ocasionarnos serias dudas sobre la legitimidad de determinados protagonistas para actuar como lo hacen.

El interés por “Predicador” ha trascendido ampliamente el entorno de la historieta. Aunque todavía no se ha concretado nada, hace años que existe un proyecto para llevar la serie al cine. Se rumorea que se estrenaría en 2014 pero la realidad es que todavía no hay nada en firme. Garth Ennis vendió los derechos de autor del cómic a la compañía Electric Entertainment en 1998, pero los productores veían problemas a la hora de rodar debido a la controversia religiosa que se originaría y todos los guiones e ideas fueron finalmente descartados. En 2006 la cadena americana de TV por cable HBO volvió a la carga anunciando una serie basada en las andanzas del reverendo Custer, que tampoco llegó a buen puerto. Por último, los derechos de adaptación fueron vendidos a Columbia Pictures en 2008, con la idea de elaborar un nuevo guión que sería dirigido por Sam Mendes (director entre otras de "American Beauty"). Algunos actores han mostrado cierto interés en el proyecto y Samuel L. Jackson se ha ofrecido para interpretar el potente papel del Santo de los Asesinos, pero como digo todavía no hay nada concreto ni tiene pinta de haberlo a corto plazo.

Otra cosa que me resultó curiosa a la hora de leer “Predicador” fueron los temas musicales que se nombraban a lo largo de la novela gráfica. Escuchar esas canciones al mismo tiempo que se leen los números es una gozada y se ve que no soy la única que lo piensa, ya que en el blog de Sergio del Molino encontré precisamente una referencia a la música de este cómic. El autor del blog realizó una recopilación de los temas y tuvo la amabilidad de compartirla conmigo, ahorrándome tener que volver a revisar las 800 páginas de cada tomo. El pasado miércoles sonó en Lillusion la pieza de Johnny Cash que abre la serie, “The time of the preacher”, y aquí os dejo el resto de la música por si queréis acompañar vuestra lectura con ella:

1. The Time Of The Preacher, Johnny Cash
2. Rake At The Gates Of Hell, The Pogues
3. Where Do I Go From Here?, Elvis Presley
4. Crazy Crazy Nights, Kiss
5. The Men Behind The Wire, The Pogues
6. London Calling, The Clash
7. Burning Love, Elvis Presley
8. 9Mm Goes Band, Boogie Down Productions
9. What A Feeling, Irene Cara
10. Wonderwall, Oasis
11. Don't Look Back In Anger, Oasis
12. Breakfast At Tiffany's, Deep Blue Something
13. Streets Of Laredo, Johnny Cash

He elaborado también una lista de canciones de "Preacher" en Spotify, por si queréis añadirla los que uséis ese programa. No están todos los temas originales, pero he buscado los más similares o las versiones que más se asemejaban.

Además, esta semana he elegido otro tema de esta lista para que suene en Lillusion, concretamente el “Where do I go from here” de Elvis Presley. El Rey le pega bastante a las sensaciones que transmite “Predicador” en muchas de sus páginas, así que con él os dejo.

Por lo demás, no dejaré de recomendar este cómic que, a pesar de su violencia física y verbal, sus muertes, sus vejaciones y sus excesos, es también una preciosa historia de amor, amistad e integridad moral. Sí, todo junto, aunque parezca mentira.

“Cuando termine contigo vas a desear que tu padre se hubiera corrido fuera”.




Aquí el enlace de la canción en Spotify.

Related Posts with Thumbnails