domingo, 1 de agosto de 2010

Los chicos del maíz

Dentro de mis clásicos cinematográficos pendientes se encontraba "Los chicos del maíz" ("Children of the Corn"), una película de terror de serie B basada en un relato corto del prolífico Stephen King. Aunque con el paso de los años hay que verla ya con cierta nostalgia más que mirada crítica, he de reconocer que la primera hora me ha parecido bastante entretenida e inquietante.

Hacia el final la película ya se vuelve un poco dislocada para mi gusto. Aún así mantiene el toque ochentero de las cintas de terror de aquella época y se deja ver acompañada, eso sí, por alguna que otra sonrisa de condescendencia.

*** Spoilers! ***

Burt y Vicky son una joven pareja que viaja por Nebraska hacia el primer destino profesional como médico de él. Por el camino, atropellan a un niño en extrañas circunstancias, al borde de un extenso maizal. Al intentar pedir ayuda en el pueblo de Gatlin descubren que todos los adultos del lugar han sido asesinados y que el pueblo está dominado sólo por niños, bajo el influjo de una maléfica secta que adora al dios del maíz.

*** Fin de Spoilers! ***

La película, dirigida en 1984 por el debutante Fritz Kiersch, tuvo bastante éxito en su momento y ocasionó multitud de secuelas, concretamente seis, de las que no me apetece ver ninguna, francamente. La mayoría de ellas se editaron directamente en vídeo y tienen una calidad más bien precaria. Si la original está puntuada con algo más de un cinco en el IMDB, las siguientes apenas superan el tres de media.

Los efectos especiales son bastante limitados y las interpretaciones tampoco son nada del otro mundo, a pesar de la presencia de una jovencita Linda Hamilton, que ese mismo año estrenaría "Terminator". La historia es interesante y no está del todo mal contada, aunque no deja de ser una película sin grandes pretensiones. Eso sí, hoy por hoy es indispensable en cualquier videoteca de serie B como generadora de la maldición del maíz. Seguro que muchos niños por entonces dejaron de consumir cereales...

8 comentarios:

  1. Una de los pilares del cine de terror moderno, si es que te gusta este género. La habré visto como cuatro veces y la escena donde cuelga los cuerpos como si fuera una carnicería de barrio me da un mal yuyu...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Yo veo esto y me muero...
    De verdad, con el cine de terror cada vez puedo menos, mi mente no para de recrear las escenas más truculentas y después me cago de miedo jaja

    ResponderEliminar
  3. Ha perdido mucho pero sigue siendo un pequeño clásico que entretiene. ¡Y ese Molocai!

    ResponderEliminar
  4. Me encanta, además es perfecta para verla en una sesión doble con "¿quien puede matar a un niñoo?", de Chico Ibañez Serrador

    ResponderEliminar
  5. Angel, tiene partes, sobre todo al principio, muy inquietantes. A mí el final me aburrió un poco, la verdad, pero en general es un gran clásico.

    Vero, hay mucha gente que lo pasa mal con el cine de terror. Yo sólo sufro con el gore, que no me gusta nada ver sangre y destrozos por todas partes, pero el buen cine de terror, el que acojona, ese me gusta :D

    Möbius, sí, como digo, con el paso de los años hay que verla ya con mucha condescendencia, pero aún así tiene su cosillas :)

    Sr. Nocivo, precisamente ayer me recordaron esa película, la de "Quien puede matar a un niño". A ver si me la consigo porque no recuerdo haberla visto.

    saluditos!

    ResponderEliminar
  6. La primera vez que la vi, pequeñito yo, me encantó. Pasaron los años y la volví a ver y me pareció ya un trabajo bastante mediocre. Eso sí, aún conserva cierto aire inquietante y sigue estando entretenida.

    Lo desagradables que me resultaban sus protas: el chico rubio alto y el bajito moreno, jeje... Desconocía que hubiera tantas secuelas, pero la "buena" es ésta, sin duda.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Lo único que había visto de Los chicos del maíz fue aquella vez que los Hanson se pararon ante el porche de Peter en Padre de familia XDDDD

    Me suena un poco a la peli española esa de: "¿Quién puede matar a un niño?". ¿No? Si la memoria no me falla...

    ResponderEliminar
  8. Kinezoe, es verdad que con los años ha perdido bastante, pero es lo que tú dices, mantiene ese aire inquietante que merece la pena.

    Zorrocloco sí que es española la de "¿Quién puede matar a un niño?". Me has recordado de nuevo que tengo que conseguirla para verla :D

    saluditos

    ResponderEliminar

Gracias por participar en Lillusion!

Related Posts with Thumbnails