viernes, 22 de febrero de 2013

Mariko Parade

Pues parece que últimamente no atino con las lecturas. “Mariko Parade” es un cómic que tiene un dibujo muy sugerente, con toques cercanos al erotismo, en el que se nos cuenta la historia de un fotógrafo y su relación amorosa con la modelo que inspira sus obras. Tiene un gran componente autobiográfico, ya que el artista francés Frédéric Boilet muestra aquí su especial predilección por las muchachas orientales, que también cultiva en la realidad de su vida.

En general es un cómic visualmente interesante pero poco más. La historia no me transmitió gran cosa y los personajes en sí tampoco. Puede que fuera necesario leer antes “La espinaca de Yukiko”, álbum en el que Boilet mostró los inicios de esa peculiar relación entre su modelo y él a través del objetivo de su cámara fotográfica. Quizás la lea más adelante, aunque por una motivación como digo meramente estética ya que el argumento no me llama en absoluto.

En realidad “Mariko Parade” es una especie de continuación de “La espinaca de Yukiko”, publicada en 2003 con gran éxito tanto entre el público europeo como el japonés. En esta segunda parte el artista francés colabora con la mangaka japonesa Kan Takahama, pariendo entre ambos una obra que ahonda en sentimientos tan recurrentes en el arte como la soledad o el deseo. Se trata en todo caso de una novela gráfica intimista, donde la imagen prima con respecto al guión, así que va destinada a un público muy concreto que disfrute más de la parte visual de un cómic que de la argumental. No es mi caso, así que Boilet, que actualmente reside en Japón y se ha convertido en un mangaka más que aceptado, no se encuentra por ahora entre mis autores favoritos. 

Puntuación: 5 sobre 10.

7 comentarios:

  1. Yo sí puedo disfrutar mucho de cómics y mangas donde prime lo visual, así que me lo apunto para echarle un vistazo :).

    Mi mangaka favorito, Taniguchi, tiene varias obras en las que apenas hay líneas de diálogo, y la historia no son más que retazos cotidianos de sus personajes... a mí me fascina y me puedo pasar varios minutos sin pasar de página, pero comprendo que obras así pueden ser poco interesantes para la mayoría. Si conectas con el autor y lo que te muestra, creo que ahí está la clave, así que tendré que investigar a ver si con esta obra me pasa algo parecido.
    Aunque Taniguchi es mucho Taniguchi! :P

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Akane, puedo decirte que a mí, en general, Taniguchi me gusta bastante, aunque es verdad que sus obras más lentas me resultaron un poco difíciles de disfrutar. En este caso quizás sea por lo que dices, que yo no conecté con el autor y lo que me intentaba contar, así que no me bastó con un buen dibujo (que lo es, todo hay que decirlo). Ya me contarás si lo lees :)

      saluditos!

      Eliminar
  2. Yo soy un poco de guión, para dibujos prefiero un libro de ilustraciones a secas, sin razón, que muchas veces la imagen dice mucho sola, sin obligarse a ponerle un desarrollo. Supongo que es cuestión de gustos, por algo estará donde está ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nukacola, yo también prefiero que tenga prioridad la historia. A veces el dibujo está muy bien pero si no te cuentan nada interesante la obra en general se puede quedar coja.

      saluditos!

      Eliminar
  3. Pues habrás que empezar a plantearte la adquisición de un aseosr literario, jaja.

    Odio topar con una lectura que no me guste. Y es que hay tantos buenos libros que se nos escaparán por falta de tiempo que invertirlo en un "fiasco" da rabia.

    Aunque siempre se puede aprovechar algo, no?

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Lo bueno de no acertar del todo con un cómic, es que es breve, y no has perdido demasiado tiempo.

    Es que, yo por lo menos, me siento muy frustrada cuando me leo un libro de 300 páginas o más, y pienso "¿por qué lo he hecho? ¿quién me va a devolver ese tiempo perdido que podría haber empleado en leer algo bueno?"

    A mí, es que no me gusta ser dramática :-)

    ResponderEliminar
  5. Sese, sí, la sensación es de rabia! Hombre, malo, malo, lo que se dice malo, pues tampoco fue, pero vamos, que prefiero leer otras cosas que me llenen más.

    Loque, yo suelo consolarme con eso, con que al menos no fueron 300 páginas de sufrimiento y que los dibujitos estaban chulos XD

    saluditos!

    ResponderEliminar

Gracias por participar en Lillusion!

Related Posts with Thumbnails