martes, 19 de marzo de 2013

El Hierro (I)

Roques de Salmor

La última isla que me faltaba por conocer de la provincia occidental de Canarias era El Hierro. Aprovechando unos días de vacaciones dejé que Exseminarista ye-ye me guiara de nuevo por estos parajes isleños y me contara las numerosas historias que adornan la cultura y el folklore herreños. 

Aterrizamos el jueves en el mini aeropuerto de El Hierro, el aeropuerto comercial más pequeño del mundo como ya comenté hace tiempo en esta entrada. Binter es la única compañía que realiza vuelos entre esta isla y las dos mayores (Tenerife y Gran Canaria), con una frecuencia de unos tres o cuatro diarios. Las conexiones marítimas han empeorado en los últimos meses debido a los recortes y llegar a la isla por barco resulta mucho más complicado. Allí se hace imprescindible alquilar un coche para poder moverse por las carreteras de la isla, prácticamente todas en muy buen estado y muy bien señalizadas.

Aeropuerto de El Hierro
Nuestra primera parada fue en Tigaday, localidad perteneciente al municipio de Frontera en la que se encontraba nuestro hotel. Está situada hacia el centro-norte de la isla, en un lugar estratégicamente muy cómodo para desplazarse a cualquier otro punto. A pocos minutos de allí está el Lagartario, donde se estudia y cría en cautividad el lagarto gigante de El Hierro, una especie que fue redescubierta en 1974 tras muchos años desaparecida. El lagarto gigante tiene, en efecto, un tamaño considerable (puede alcanzar los 75 cm. de longitud) y en la actualidad sólo queda algo más de un centenar de ejemplares. Unas cuantas parejas fueron soltadas en los Roques de Salmor, donde parece que han conseguido reproducirse y mantienen su pequeño ecosistema a salvo de sus mayores depredadores, los gatos.

Lagarto Gigante de El Hierro
El centro de recuperación del lagarto gigante está integrado en el Ecomuseo de Guinea, un poblado situado en el Valle de El Golfo de Frontera que conserva las viviendas de los primeros colonos que habitaron la isla y de los aborígenes anteriores, los Bimbaches. Estas casas narran a través de sus utensilios la evolución de sus moradores, desde los tubos volcánicos donde se guarecían los bimbaches, denominados juaclos, hasta la última casa habitada del poblado a mediados del s.XX, momento en que se abandonó definitivamente la ubicación. 

Ecomuseo de Guinea (Frontera)
(continuará...)

8 comentarios:

  1. ¡Lagartones! Pero yo esperaré a cuando pongas a las vacas que me encantan jajaj XD

    ResponderEliminar
  2. Es que me apetecía volver y salía más barato compartir gastos...

    Jijijijiji. Salud y eso (y me alegro de que le haya gustado).

    ResponderEliminar
  3. Nukacola, ya sabes que yo soy fan de hacer fotos de fauna y comida en los viajes :P

    Exseminarista ye-ye yo es que necesitaba un señor que mirara los mapas, que yo suelo liarme XD

    saluditos

    ResponderEliminar
  4. Qué suerte tener estos maravillosos parajes tan cerquita, no?. Y que sepas apreciarlos, que muchas veces en los viajes queremos ir muy lejos y nos olvidamos que cerquita tenemos lugares que valen muy mucho la pena!!

    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Eres una afortunada por vivir en las islas idem. :) Creo que yo haria como tú, ir conociéndolas una a una y sacarles todo el jugo en todas las excursiones posibles.
    Me llaman mucho la atención los lagartos en general, y esos minidinosaurios de El Hierro deben ser dignos de ver.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Sese, totalmente de acuerdo. Nuestro entorno tiene muchísimas cosas para ver y a veces no sabemos apreciarlo bien y siempre ponemos la vista en sitios que llaman más la atención como Nueva York, que de unos años para acá ha sido una fiebre como destino turístico para los españoles.

    JuanRa, yo le tengo mucho cariño a los lagartitos también, jeje, y en casi todos mis viajes me paro a hacerles fotos si me los encuentro :)
    A mí me da un poco de rabia porque mis rodillas están muy tocadas y no puedo hacer caminatas por el monte tanto como me gustaría. La mayoría de estas islas tienen una red de senderos muy amplia y recorrerlos es la mejor manera de conocer todos los rincones que merecen la pena. Pero para eso hay que tener unas mínimas condiciones físicas y lamentablemente mis articulaciones no están por la labor así que me limito al turismo de coche y parada :P

    saluditos!

    ResponderEliminar
  7. Una isla preciosa para quedarse unos días y verla por dentro (a mi es que me encanta el senderismo y la única vez que he ido me quedé con las ganas de patearla; fue un recorrido en coche para verla y poco más)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mr. Blogger yo no puedo patear mucho por culpa de las rodillas así que la mayoría de las veces también me limito a hacer recorridos en coche. Mejor eso que nada ;)

      saluditos!

      Eliminar

Gracias por participar en Lillusion!

Related Posts with Thumbnails